Mostrando entradas con la etiqueta curiosiTÉ. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta curiosiTÉ. Mostrar todas las entradas

Diferencias entre el té a granel y el industrial en bolsitas


Las principales diferencias son que el té industrial en bolsita contiene más cantidad de teína, no se distinguen los ingredientes, llevan aromas y colorantes añadidos, no puedes echar la cantidad deseada para graduar la intensidad del sabor, los efectos de las propiedades no son tan potentes y suelen venir mezcladas hojas de diferentes calidades e incluso a veces de diferentes variedades (una vez, en una bolsita de supuesto té blanco había hojas de té negro y el color resultante no tenía nada que ver con un té blanco).

Por otro lado, los colores del té al que nos tienen acostumbrados son debido a los colorantes añadidos, el té negro en realidad no es ni tan oscuro ni tan naranja, sino un rojo-marrón transparente; el verde natural es un verde amarillento claro y el rojo Pu-Erh es rojo intenso y si se deja mucho tiempo queda negro. Otros indicativos de que el té tiene colorantes añadidos son:
  • En agua fría el té con colorantes añadidos tiñe de forma rápida, en cambio el té natural sin nada añadido tarda bastante en colorear el agua fría.
  • Si posamos las hojas de té húmedas sobre un papel o pañuelo blanco no se forma un mancha extensa rojiza como con los tés coloreados.
  • Si ponemos las hojas secas en nuestra palma de la mano, las rociamos con agua fría y frotamos un poco, un té sin colorantes casi no crearía un charco de mancha.
En otra entrada que publicamos hace tiempo puedes leer las ventajas del té natural a granel.


La recolecta del té


AVISO: Taller gratuito "Cata de Tés Verdes" este sábado, 22 de abril, a las 17:30 horas en nuestra tienda de la calle Río Ulla 9 (metro Pueblo Nuevo). Reserva plaza enviando un mail a iLoveTeaCompany@gmail.com indicando el número de personas que queréis participar. Si no puedes asistir a este hay más Talleres Gratuitos esperandote mira fechas aquí.

En primavera es la mejor época para la recolecta del té pues la temperatura es templada, agradable y no muy húmeda. Se puede diferenciar dos fases de recolecta:
  1. La primavera temprana: Comienza con el Año Nuevo Chino (alrededor de febrero) hasta marzo. A finales del mes de febrero aparecen los primeros brotes y con ello la primera cosecha de primavera. Las hojas crecen despacio y como la temperatura es cálida y el sol brilla fuerte las hojas se secan en condiciones óptimas consiguiendo un sabor fresco.
  2. La primavera tardía: Va de abril a mayo cuando ya aparecen las primeras lluvias, esto hace que las hojas crezcan más rápido. Algunos días son nublados y hace que la fase de secado sea más lenta dotando a las hojas de un sabor más ácido.
La segunda época de cosecha sería en verano y se podría también diferenciar dos periodos:
  1. Primera cosecha de verano: Comprende los meses de julio y agosto, temporada de monzones que ayuda al aumento de hojas en los árboles, pero dificulta su secado al sol, por lo que la mayoría de los días se secan en habitaciones condicionadas para ello.
  2. Segunda cosecha de verano: En septiembre, empieza la estación seca (que se extiende hasta abril) y el crecimiento de las hojas disminuye. Pero al no haber lluvias se consigue secar bien al sol y la hoja obtiene un sabor intenso.
En otoño e invierno no se realizan recolectas, a pesar de que el clima es seco porque no hace el suficiente calor, pero se aprovecha para el cuidado de la planta y su restablecimiento.

El Chasen


Como ya hemos visto en la entrada de la Ceremonia Japonesa del Té "Chanoyu" el chasen juega un papel importante pues es lo que ayuda a que el Matcha se mezcle con el agua creando burbujitas. Son elaborados a mano y requiere mucha calma. Es un trabajo minucioso pues de una rama de bambú se desprenden cada una de las varillas.

Para ello se seleccionan los bambús más regulares, rectos y con el grosor deseado para el mango, se dejan secar al sol y se procede a su elaboración:
  1. Se rasca la capa exterior para quedarse con una capa más lisa.
  2. Se corta a la altura deseada.
  3. Se empiezan a crear las varillas haciendo incisiones precisas y delicadas a la vez que se les va quitando espesor y subdividiendo hasta obtener varillas muy finas y homogéneas, manualmente se van separando y dando la forma de brocha.
  4. Se rodea con un hilo en la base de las varillas y entre el mango para que las varillas no cedan hacia fuera.
  5. Y para terminar se trabajan las varillas del centro.
Al ser un trabajo totalmente manual, delicado y de precisión se tarda varias horas en crear un chasen, para que os hagáis una idea, un artesano profesional fabrica unos 5 al día.


Gracias a las horas dedicadas a elaborar un buen chasen hacer Matcha es muy fácil, en esta entrada del blog os contamos cómo prepara Matcha.

AVISO: Este sábado (11 de marzo de 2017) hay taller gratuito de Matcha a las 17:30 horas en nuestra tienda de la calle Río Ulla 9, sólo tienes que enviar un mail a iLoveTeaCompany@gmail.com para reservar tu plaza y esperar nuestra confirmación de disponibilidad.

You Are My Perfect Cup Of Tea


Eres mi taza de té perfecta! Así de románticos son los británicos, como el té es la bebida que deben amar todos los ingleses (desde el desayuno con un "Té Negro English Breakfast" hasta la merienda con su tradicional "Tea O'Clock" o "Té de Las Cinco") es la expresión que usan para decir que eres su pareja ideal y que se sienten igual de felices a tu lado que cuando disfrutan de una taza de té.

¿Y vosotros cómo le hacéis saber a la gente que les queréis? Quizás regalando té ;)

Origen de los Tes de Navidad


Con el frío nos apetece más beber "Tés de Navidad", pero ¿no os entra la curiosidad por saber de dónde viene esta costumbre?

Algunos historiadores le atribuye el mérito a Reino Unido que en el siglo XIX comenzó la tradición de preparar el té en los días de invierno añadiendo canela, jengibre y piel de naranja para entrar mejor en calor... con el paso del tiempo el aroma de esta mezcla se asoció a las fiestas navideñas y comenzó a conocerse como Té de Navidad.

Otros apuntan que no hay un lugar de origen concreto y que era costumbre muy extendida en diferentes mercados navideños de centro Europa donde cada puesto ofrecía su propia versión navideña. En la actualidad hay rutas turísticas para visitar los diferentes mercados navideños europeos y así poder probar la especialidad de cada localidad.

Además de ayudarnos a pasar mejor el frío y mejorar nuestro sistema inmune son un acompañante perfecto para los polvorones, mazapanes y otros dulces navideños y un aliado para las comilonas y digestiones pesadas.

Muchos son los que se enamoran del sabor navideño y por eso en I Love Tea Company puedes encontrar mezclas navideñas como "Té Negro Estrella Fugaz", "Té Rojo Pastel de Navidad", "Infusión Fantasía", "Rooibos Turrón", "Rooibos Estrella"... ¡Durante todo el año!

Caramelos de Violeta y Té Negro


Nuestro "Té Negro Violeta" está inspirado en el sabor de los tradicionales "Caramelos de Violeta" que llevan más de 100 años aromatizando nuestra infancia y que se elaboraban con flores de la sierra de Madrid que vendían las violeteras que alegraban las calles de antaño. Por su increíble sabor han sido los favoritos del rey Alfonso XIII que se los regalaba a su mujer, la reina Victoria Eugenia, y también a su amante, la actriz Carmen Ruíz Moragas, un gusto que pasó a su hijo bastardo Leandro de Borbón, por lo que alcanzó fama a nivel nacional y se convirtieron en un símbolo típico de Madrid.

TRUCO: Si te gustan los caramelos de violetas prueba a endulzar el té de violeta directamente con ellos y mientras disfrutas de su sabor estarás a la vez ayudando a combatir el cansancio, la ansiedad, el dolor de cabeza, los problemas cardiovasculares, catarros, etc. 

Puedes conseguirlos en I Love Tea Company en tienda y online tanto los "Caramelos de Violeta" como el "Té Negro Violeta".


Galletas Holandesas


Las galletas holandesas "Stroopwafels" están tan ricas que son conocidas mundialmente y se han vuelto símbolo de Holanda junto con el queso Gouda, los tulipanes y los zuecos.

La traducción literal de "Stroopwafels" es "Sirope-Gofres" y las originales son como una especie de sandwich de dos galletas tipo gofre redondas rellenas de sirope de caramelo y canela con unos 8 centímetros de diámetro, idóneas para posar sobre las tazas de té calientes y así con el calor que sube se reblandecen sin necesidad de mojar en la bebida (por eso también son conocidas como "Tapa-Té").



Sus inicios se remontan a 1784 y al parecer las inventó un panadero ubicado en Gouda al que le daba pena tirar las galletas rotas que nadie quería. Pensó que podría juntar todas las galletas sobrantes y hacerlas migas para crear una nueva... Lo consiguió, pero se le deshacía fácilmente, así que se le ocurrió utilizar sirope de caramelo a modo de pegamento y añadir canela para hacerlas más sabrosas; Así es como cuenta la leyenda que se inventaron.

Su consumo aquí es más habitual entre los bebedores de té e infusiones, pero en los Países Bajos se sirve también como acompañante del café, cacao o leche.

Ikebana en la Ceremonia Japonesa del Té


En la ceremonia del té japonesa "Chanoyu" es muy importante la presencia de la naturaleza y ésta queda reflejada sobretodo en el ikebana (arte floral japonés) presente en el tokonoma.

La sala de té es un espacio dedicado exclusivamente a la preparación del té pues el entorno es muy importante para lograr ese sentimiento de unión, naturaleza, calma, admiración de lo sencillo y apreciación de la belleza en lo cotidiano. Por eso, la decoración no debe ser ostentosa, ni alborotada, sino ordenada, sencilla y cuidada. Y la decoración floral irá en sintonía y será natural (no valen flores falsas) como en el ejemplo de la imagen; también es importante poner en concordancia la decoración de la sala con la estación del año en el que se va a realizar (sólo flores de temporada).

AVISO: Hay "Taller de Matcha" en nuestra tienda de la calle Río Ulla 9, es totalmente gratuito sólo hay que escribir a iLoveTeaCompany@gmail.com indicando el número de plazas solicitadas y recibir confirmación de reserva, pues el número de sillas es limitado. +info en la pestaña de "Talleres".

Alivia el dolor con té


Las hojas de té contienen taninos que actúan como analgésico natural y ayudan a desinflamar y a aliviar los dolores, incluidos los dolores de cabeza y el cansancio ocular. 

En este caso el té negro es el que más taninos contiene y si además se combina con la menta, manzanilla, limoncillo (lemongrass) y/o jengibre será más efectivo. Pues desde la antigüedad se ha usado la menta y la manzanilla para aliviar los dolores de cabeza, la sinusitis, los resfriados, los dolores menstruales y los problemas digestivos. Además, la infusión de limoncillo hace un efecto parecido al de la aspirina y el jengibre es un conocido remedio asiático para la jaqueca, el dolor de cabeza y las náuseas.

Si tienes dolores simplemente prepárate una taza de té negro o verde con los ingredientes que más te gusten y luego puedes usar las hojas para posarlas sobre las sienes, los ojos o la zona dolorida (debes fijarte en que no esté demasiado caliente antes de aplicarlo). También las puedes enfriar en la nevera para reducir hinchazones o las bolsas de los ojos.

¿Qué es el Tokonoma en una Ceremonia del Té?


El tokonoma es el área reservada en la sala de té para dar la bienvenida al invitado, transmitir respeto y aquello que les unen cuando va a tener lugar el Chanoyu (Ceremonial Japonesa del Té). Los invitados cuando entran en la sala de té es con lo primero que se encuentran mucho antes siquiera de ver al anfitrión.

Es un espacio pequeño como del tamaño de un tatami (90x180 cm.) donde el anfitrión se comunica por primera vez con los invitado pues la ceremonia se realiza en riguroso silencio (no se puede hablar ni emitir ningún ruido, ni siquiera música) para que la apreciación de la preparación del té sea máxima y sin distracciones.

El anfitrión colocará en el tokonoma un pergamino con una frase (de ánimo y energía positiva) o dibujo escogido especialmente para esa ocasión y añadirá uno o dos elementos de la naturaleza (flores, piedras, bonsais...) que servirán como temática de charla al finalizar la ceremonia. Los invitados al verlo realizarán una breve inclinación del torso para mostrar respeto y gratitud.

Como podéis apreciar en la imagen se trata de transmitir armonía, apreciar la belleza de lo sencillo, sentir la naturaleza y alejar los problemas mundanos para llenarse de tranquilidad y sosiego.

AVISO: Hay "Taller de Matcha" a las 17:30 horas, es totalmente gratuito sólo hay que escribir a iLoveTeaCompany@gmail.com indicando el número de plazas solicitadas y recibir confirmación de reserva, pues el número de sillas es limitado. +info en la pestaña de "Talleres".

El té más efectivo que los chicles para combatir el mal aliento


Preparándote para una cita, entrevista de trabajo o cena importante... imprescindible beber té para disimular la halitosis o lo comúnmente llamado "mal aliento". Además el té nos ayuda a proteger el esmalte y mejorar la salud de las encías gracias a sus agentes antiinflamatorios y antibacterianos.

El Departamento de Biología Bucal de la Universidad British Columbia de Canadá en su estudio "Efectos del Té Verde en los Compuestos Volátiles del Azufre Prensentes en el Aliento", nos explican que la causa principal de la halitosis es la aparición de compuestos volátiles de azufre en la cavidad bucal y como el té tiene propiedades desodorantes y antibacterianas es eficaz a la hora de combatir el mal olor. 

El estudio además se completa con una comparativa del té con otros productos anunciados específicamente para combatir el mal olor y resulto que el té era el que más reducía la concentración de compuestos volátiles de azufre y que el efecto duraba hasta una hora. En cambio no hacían ningún efecto ni los chicles, ni los caramelos de menta ni el aceite de semilla de perejil. Por lo tanto concluyeron que de forma temporal el té verde sí consigue evitar la putrefacción de la saliva y reducir el mal olor.

Es decir, el té nos ayuda a salir del paso hasta que se encuentre y trate el origen real que provoca la halitosis. Y si no tenéis tiempo de prepararos un té, podéis mascar las hojas de té directamente (no es tan rico, pero igual de efectivo).

AVISO: Hay taller gratuito de "Iniciación al Té" a las 17:30 horas en nuestra tienda de la calle Río Ulla 9, apúntate gratis en iLoveTeaCompany@gmail.com indicando el número de plazas solicitadas.

¿Nos ponemos un Té?


El té es increíble no sólo por su gran variedad, propiedades, sabor y otros usos (abono para plantas, máscara para el pelo, cuidado de la piel, etc.) sino también por las recientes investigaciones que se están llevando a cabo sobre la posibilidad de producir a partir del té un material fuerte, maleable y seguro que pudiera sustituir la celulosa empelada en sectores como el textil, papelero, médico, cosmético, tecnológico e incluso para los materiales que se lanzan al espacio o usan los astronautas. 

Estudios publicados en "Proceedings of the National Academy of Sciences" indica que los microorganismos presentes en los tés fermentados serían capaces de generar una celulosa más respetuosa con el medioambiente que la que se obtiene actualmente.



En Inglaterra y Estados Unidos ya se ha usado la celulosa obtenida del té para confeccionar ropa y zapatos con apariencia de cuero. La ventaja de este material es que es biodegradable, nada tóxico y de producción sostenible. ¿A qué esperamos para vestir y beber té?


Trucos para enfriar IceTea al instante


El calor, los viajes y las visitas inesperadas hacen necesario poder enfriar el té rápidamente, por eso os dejamos estos trucos para hacer IceTea en menos de 5 minutos:

1. Enfriar con Papel Mojado
Simplemente envuelve la botella o jarra con papel (también vale una tela) empapado de agua y mételo en la nevera (no en el congelador) y en menos de 5 minutos tienes IceTea para todos. Así se distribuye mejor el frío por toda la superficie y además el papel mojado enfría antes (porque el agua es mejor conductora de la temperatura que el aire) y según la termodinámica "dos sustancias con diferentes temperaturas alcanzan el equilibrio térmico entre ellas".

2. Enfriar con Sal
Sólo necesitas un bol lleno de agua, hielo y sal. Mete la jarra o botella con IceTea y guárdalo en la nevera y en 2 minutos ¡ya está helado! (sin nevera tarda un poco más, unos 4 minutos). Esto se debe a la reacción endotérmica, la sal para disolverse en el agua necesita energía que tomará del elemento más caliente (en este caso nuestro té) dejándolo frío y al estar rodeado de hielo se enfría aún más porque el hielo también toma el calor de la botella para derretirse. 
  

3. Enfriar con Macetas
Es una forma ecológica de improvisar una nevera. Necesitarás 2 macetas de barro sin esmaltar (es necesario que el material sea poroso) de diferentes tamaños y arena. Coloca la maceta grande en la zona más fresca, más ventilada y menos húmeda de la casa/oficina (suele ser en el suelo, lejos del sol, en una zona con sombra y aire constante), llénala con arena hasta que el al introducir el tiesto más pequeño ambos bordes queden a la misma altura o en todo caso que el pequeño no sobresalga casi nada. Termina de rellenar el espacio entre ambas macetas con arena presionando para que quede lo más compacta posible y mójala muy bien pero sin encharcar (la maceta grande mejor si también se moja, pero la pequeña no debe llenarse de agua ni arena). Ahora ya puedes poner en la maceta pequeña aquello que quieras enfriar dejándolo cubierto con un paño humedecido (eso sí, igual tarda más de 5 minutos, sobretodo si has elegido macetas muy grandes). Como ya hemos dicho antes, es ciencia, en este caso el agua toma la energía del calor para evaporarse y la arena sirve de masa térmica al enfriarse con el agua. El funcionamiento es el mismo que el que usa nuestra nevera convencional.


4. Enfriar Previamente los Vasos
Es menos sorprendente que las anteriores pero no está de más contarlo aquí. Si nos da tiempo podemos poner los vasos salpicados de agua en la nevera antes de su uso y si nos ha pillado de improviso simplemente los llenamos con cubos de hielo antes de servir para que vayan enfriando las tazas (truco: si son hielos de té o fruta congelada evitará que se agüe) y en el momento de llenar con té hará que se enfríe casi inmediatamente. Más trucos para tu té aquí.


Esperamos haber aportado nuestro granito de arena para que los días de calor se pasen mucho mejor. 

El té protege al corazón


Cada vez son más las evidencias científicas que relacionan los beneficios del té y la prevención de problemas del corazón. Por ejemplo, en la investigación realizada por el Departamento de Ciencias de la Salud de la Universidad de Warwick (UK) se estudió los efectos del té verde y también del té negro para la prevención primaria de enfermedades cardiovasculares.

Para ello se formaron grupos con individuos adultos seleccionados de forma aleatoria (tanto sanos como aquellos con alto riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares) para realizarles un seguimiento durante 3 meses. A los grupos de control se les dio placebo a otros grupos se les dio té verde y a otros té negro.

Los resultados mostraron una mejora significativa en la reducción de la presión sanguínea y una disminución del colesterol en los grupos que tomaron té verde y también en los que tomaron té negro, lo que supone un efecto favorable para reducir los factores de riesgo de contraer una enfermedad cardiovascular. La positividad de estos datos dan pie a que se siga investigando con más grupos de prueba y a más largo plazo para poder extrapolar estas conclusiones.

De la Planta a la Taza


Hemos visto cómo el té ha pasado de ser una bebida exclusiva para el emperador de China a ser una de las bebidas más consumidas en el mundo y también cómo pequeñas variaciones en su método de cultivo y elaboración obtuvieron como resultado diferentes sabores como el té negro, té rojo, té oolong, etc. hasta llegar a los tés mezclados, de flores, frutas... Ahora os explicaremos las fases por las que tiene que pasar para que el té llegue de la planta a nuestra taza.

Pasos para la Elaboración del Té


  1. Cultivo: Desde que es plantada la semilla de la planta del té (Camelia Sinensis) recibe muchos mimos y cuidados. Necesita estar en un clima húmedo (con precipitaciones anuales entrono a 70 - 310 cm) y caluroso pero no en exceso (entre 14 y 27ºC)
  2. Recolecta: Cuando ha crecido lo suficiente se inicia la recolecta seleccionando las hojas adecuadas para cada variedad de té. Se hacen dos recolectas al año coincidiendo uno con los primero días de primavera y otro con el comienzo del verano. Y si el clima lo permite también será posible hacerlo en otoño o invierno, pero suele ser más inusual. La recolecta de té a granel sigue siendo manual porque es la única forma de garantizar que la hoja no se rompa y de escoger las de mejor calidad.
  3. Deshidratación: Terminada la recolecta los brotes se extienden en esterillas de bambú para que el sol evapore el exceso de agua (de media suelen perder más de un cuarto de su peso en agua), en días nublados se realiza en habitaciones especialmente acondicionadas. Este proceso también es importante porque es cuando las proteínas se transforman en aminoácidos libres y se libera la teína, lo cual influye en el sabor del té.
  4. Maceración: Posan las hojas de té en bandejas de bambú para amasarlas suavemente y con cuidado para no activar demasiado las encimas oxidativas. 
  5. Fermentación: Sólo para tés que necesitan de una fermenteación (tés negros, rojos o azules), para tés sin fermentar (tés verdes o blancos) se salta directamente al paso de fijación. Las hojas maceradas se dejan reposar en una habitación con ambiente controlado para que no esté ni muy húmedo ni muy seco y así la hoja pueda fermentar de forma natural (de vez en cuando las hojas son agitadas para una fermentación homogénea). Durante esta fase las hojas van perdiendo su clorofila y por tanto el color irá tornando de verde a negro y sus taninos se van transformando. Para los tés semifermentados (azules o oolong) se pasa a la fase de fijación antes de que se complete la fermentación (desde un 5% a un 70% de fermentación). 
  6. Fijación: Se añade calor para detener el proceso de fermentación iniciado en la fase de maceración (salteándolas en sartenes de hierro muy calientes, al vapor o en tambores de bambú rotativos expuestos a corrientes de aire caliente).
  7. Enrollado: Una vez terminado el proceso de fijación las hojas son enrolladas (para ayudar a liberar las esencias) en forma de vainas o bolas según el sabor deseado.
  8. Secado: Un último golpe de calor (al sol, horno, sartenes o secado al aire)  para asegurar que el producto está totalmente seco y preparado para conservarse intacto por mucho tiempo. Esta fase también va a influir en el sabor resultante, por ejemplo si se calienta mucho adquirirá un sabor tostado, y es por eso que puede haber infinidad de variedades de tés puros.
  9. Postfermentación: Este paso es sólo para aquellos tés que requieren de un envejecimiento como los tés rojos Pu-Erh (para saber más sobre su elaboración haz clic aquí) o para los que requieren de un horneado extra, asar al carbón, ahumar en una fogata hecha con maderas de pino o almacenar con flores o frutas para aromatizar.

Como podéis apreciar son las pequeñas variaciones en su elaboración las que crean los diferentes sabores resultantes, pero también es importante el modo de prepararlo para sacar el máximo provecho a su vigorosa elaboración por eso os recomendamos leer "Cómo preparar un buen Té Verde" y "El Té con todos los Sentidos".

El Té Fortalece los Huesos


El contenido de calcio, minerales y otras propiedades de la planta del té aportan una capacidad para reforzar la estructura ósea. Según un estudio realizado en colaboración con varias universidades estadounidense beber té diariamente ayuda a reducir las fracturas óseas debidas a osteoporosis y evitar la pérdida de hueso. El estudio concluye que el té y sus componentes bioactivos ayudan a mejorar la estructura ósea gracias a que aumenta la densidad mineral en los huesos e incrementa la actividad osteoblástica (que forma el hueso) por encima de la actividad osteoclástica (que lo absorbe).

Esa misma idea también fue apoyada por un estudio presentado en el "Congreso de la Sociedad Americana de Investigación Ósea y Mineral" del año pasado (octubre del 2015) donde se comunicó que tras 10 años de seguimiento a un grupo de mujeres en edad avanzada se pudo concluir que la ingesta de varias tazas de té diarias ayudaron a reducir el riesgo de rotura de hueso. En el congreso hubo estudios epidemiológicos suficientes que indican que los resultados podrían extrapolarse también a los varones.

Breve Historia del Té en China



En la antigua china se infusionaba la hoja fresca (sin fermentar) recién recogida de la planta del té (Camelia Sinensis) y se tomaba como bebida medicinal (lo que hoy llamamos "Té Verde" y "Té Blanco"). Cuando su consumo se popularizó, las hojas se empezaron a secar para poder abastecer la demanda y también para que se pudiera consumir todo el año. La técnica de secado consistía en secar la hojas al sol y al atardecer se le daba un toque de calor seco para deshidratar completamente la hoja de té.

Con el tiempo tuvieron problemas de almacenaje y probaron a compactar las hojas, se hacía antes de que se secaran del todo para que fueran más maleables y así poder prensarlas para que ocuparan menos sitio. Al principio se compactaban varias hojas formando una especie de disco o lingote, pero más tarde probaron otras técnicas de enrollado que permitían el rizo de la hoja individual y un secado más rápido. Hoy en día la técnica de lingote es la que se conoce como "Té Rojo", pues al compactar las hojas tardaban días en secarse y favorecía la fermentación de la hoja verde.

Experimentando con diferentes formas de enrrollado y secado descubrieron que los tés semifermentados (conocidos como "Té Azul o Oolong") también tenían un sabor y texturas deliciosos. Para evitar la fermentación completa se interrumpía el proceso de calentado al vapor y las hojas eran rápidamente rociadas con agua fresca para su enfriado. Acto seguido se enrollaban las hojas para evitar que estén mucho tiempo apiladas y terminaran de fermentar.

En China, a finales de la Dinastía Tang (618 - 907 d.C.), el consumo de tés fermentados y semifermentados estaba tan extendido como el del té sin fermentar y además se consumía por puro placer y no sólo a modo de medicina. Esto demuestra que las mejoras en el proceso de elaboración del té lograron sabores diversos y deseados... Ya no sólo era importante el momento de la recolecta, también se debía poner mimo durante su proceso y para prepararlo se desarrolló la técnica del "Gong Fu Cha".

El descubrimiento del "Té Negro" no será hasta finales de la Dinastía Ming (1368 - 1644), no hay escritos de su consecución y muchos apuntan a que fue resultado de un té oolong demasiado macerado o un té verde expuesto demasiado al sol.

En china es muy común que se formen leyendas entorno a la creación de cada té si quieres aquí te contamos la "Leyenda del Té de la Luna Enamorada", "Leyenda del Té de la Diosa de la Compasión de Hierro", "Leyenda del Emperador y el Té", "Leyenda del Té del Dragón", "Leyenda del Té Rojo Pu-Erh", "Leyenda del Té Verde" y muchas más bajo la etiqueta de "Leyendas".

¿Qué tés puedo beber durante el embarazo?


¡Este domingo es el día de la madre! Les queremos dar las gracias a todas por su tesón y amor, pues cuidan de nosotros incluso durante el embarazo... Por eso esta entrada va por ellas y para que no se tengan que privar de su bebida favorita os contamos qué tés pueden tomar y cuales no se aconsejan durante el embarazo y la lactancia.

Lo primero dejar claro tres ideas fundamentales:
  1. Siempre hay que hacer caso de lo que nos diga el médico que nos lleva el seguimiento, pues cada mujer y cada embarazo es único. Y si se tiene dudas de algo mejor preguntale antes.
  2. Como todo en la vida, hay que aplicar el sentido común y la lógica y aunque sean comidas y bebidas permitidas durante el embarazo no se debe hacer un consumo excesivo de nada (teniendo especial cuidado durante el primer trimestre) y en una embarazada más de una taza de lo mismo al día sería un exceso.
  3. El té se desaconseja sólo por su contenido en teína, no por sus otras propiedades, por lo que una opción puede ser consumirlo en versión descafeinada. Hay doctores que permiten beber hasta un máximo de 200 mg. de cafeína al día (una taza de té contiene de media unos 40-50 mg.) pero por precaución se desaconseja cualquier bebida que contenga cafeína (café, té, refrescos, mate...). 
Lo segundo diferenciar que dentro de lo que comúnmente se conoce como té quedan también incluidas algunas plantas que no contienen teína y que nosotros vamos a llamar infusiones (en un artículo anterior explicábamos las diferencias entre té e infusión), pero aunque no tengan teína algunas tampoco son recomendables como la infusión de boldo, regaliz, salvia, hojas de sen, cola de caballo, perjil, comino, albahaca, orégano... ni ninguna infusión adelgazante, detox, laxante o purgativa.

¿Entonces qué infusiones se pueden consumir durante el embarazo?


Como son más las plantas que no se pueden tomar que las que sí, os vamos a dejar aquí un listado de las que se podrían tomar, siempre y cuando sea en infusión (una cucharadita por taza) y nunca más de una taza de lo mismo al día. 
¡FELIZ DÍA DE LA MADRE!

Cúrcuma


El otro día viendo en la tele el programa "La Comida Reconfortante de Jamie Oliver" vimos cómo usaba la cúrcuma para cocinar y se nos ocurrió compartirlo con vosotros. Pero antes os contamos sus propiedades.

La cúrcuma también conocida como turmérico o azafrán cimarrón es originaria de la India y debido a su sabor y color no puede faltar en su gastronomía, pero también es muy utilizada en la comida hispanoaméricana y en algunas partes de Japón se bebe junto con el té.

En cuanto a sus propiedades es antifúngica, antibacteriana, antiinflamatoria, antribronquial, carminativa, antidepresiva, hepatoprotectora, reduce los niveles de estrés, aumenta la producción de serotonina, mejora el sistema inmune, ayuda a reducir la acidez de estómago y los gases, alivia los cólicos, trabaja en el drenaje del hígado, vaciado de la vesícula y la eliminación de piedras biliares, ayda al páncreas, reduce la artritis, controla la diabetes, previene enfermedades cardiovasculares, reduce el colesterol malo y los triglicéridos.

Podéis beneficiaros de sus propiedades tomándolo en infusión o añadiéndolo a vuestras recetas. A continuación os ponemos una receta sencilla de "Pollo a la Cúrcuma" y si queréis ver la receta clásica de la India os dejamos con este vídeo de "Pollo Tikka Masala por Chetna Makan" o esta otra versión de Jamie Oliver.

Ingredientes:

  • Pollo (500 gr. de pechuga deshuesada)
  • Yogur Natural 250 ml.
  • Cúrcuma molida 1 cucharadita
  • Curry molido 1 cucharadita
  • Pimienta molida 1 cucharadita
  • Cebolla 1
  • Ajo 4
  • Aceite de Oliva
  • Perejil
  • Sal

Preparación:

  • Lo primero es hacer la salsa, se añade en un bol yogur natural, una cucharadita de cúrcuma, otra de curry y otra de pimienta y se mezcla bien. Se deja reposar mientras preparamos el pollo.
  • Se cortar el pollo en dados grandes, se añade sal al gusto y dos ajos picados. Cubrir todo completamente con la salsa dejándolo marinar por al menos 2 horas en la nevera.
  • Poner aceite de oliva en una sarten y saltear a fuego medio el preparado anterior con la cebolla y los ajos restantes todo muy picadito.
  • Bajar el fuego y añadir agua hasta cubrirlo el pollo, tapar la sartén y subir el fuego hasta reducir la salsa.
  • Picar el perejil y añadirlo por encima una vez emplatado.
¡Esperamos disfrutéis mucho preparándolo y comiéndolo!

Mejora el sistema cognitivo con té


Volver de vacaciones o de un periodo de descanso hace que nos cueste coger la rutina, pero gracias al té esa tarea se vuelve más fácil. Componentes del té tales como la teína, las catequinas y los aminoacidos (L-teanina) nos ayudan a reactivar la mente, aumentar la atención y concentración, mejorar el sistema inmunológico, disipar la ansiedad y reducir el estrés. Es decir, con té estaremos relajados pero con energía para afrontar el día.

Un estudio realizado por la Universidad de Swinburne (Australia) que relaciona el consumo de té con la reducción del riesgo a padecer disminución cognitiva y el estado de ánimo, llegó a la conclusión de que los individuos que habían estado bebiendo té se mostraban más calmados, felices y con mayor capacidad de concentración por más tiempo. Incluso encontraron indicios significativos de mejoras en la atención visual, auditiva e intersensorial.

Además, una investigación de laboratorio conjunta de la Universidad de Singapur y el Departamento de Geriatría del Hospital Alexandra (Singapur) sugiere que el té tiene efectos protectores neurocognitivos. Durante el ensayo se controlaron dos factores (el consumo de té y el resultado de unos test cognitivos), esto mismo se volvió a evaluar una año después y se repitió la prueba dos años más tarde. Llegaron a la conclusión de que había una asociación significativa entre el total del té ingerido y un menor deterioro cognitivo (independientemente de otros factores de riesgo), por lo que el consumo regular de té podría ayudar a mantener en buen estado las funciones cognitivas.

Por otro lado, la Universidad de Bari Aldo Moro (Italia) quiso estudiar la relación del consumo de té y el retraso en el desarrollo de demencia y se concluyó que el té ayuda a aumentar la alerta mental y mejorar la actividad cognitiva. Para ello se valoraron los efectos a corto plazo en la función del cerebro pero también los efectos a largo plazo, encontrando pequeñas evidencias que indicaban que el consumo de té podría proteger contra la disminución cognitiva o la demencia. A pesar de los resultados positivos obtenidos, son demasiado limitados (se necesita ampliar los estudios y hacer periodos de seguimiento más largos) para precipitarse hacia ninguna conclusión.

En resumen, los estudios todavía están en una fase muy inicial para poder concluir que el té protege de la demencia, pero lo que sí está quedando claro es que ayuda al desarrollo cognitivo, mantenernos alerta, mejorar el aprendizaje, asimilar más información, estar concentrados pero sin estresarse ni crear ansiedad y por tanto nos ayuda a... ¡Estar contentos! Al menos a mí me haces feliz con una taza de té, je, je, je.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...